Impacto Emocional Debido A La Ceguera o Baja Visión De Un Niño

This content is also available in: English (Inglés)

Descubrir que su hijo es ciego o tiene baja visión puede ser una experiencia profundamente difícil para cualquier familia. Es normal que sienta incertidumbre y que no sepa cómo comunicar a los demás la enfermedad de su hijo ni en dónde buscar ayuda. También pueda estar pensando en cómo afectará la dinámica familiar y a las perspectivas de futuro de su hijo.

Su Hijo, Su Mensaje

Su forma de hablar de la ceguera o baja visión de su hijo marcará a menudo la pauta de cómo los demás perciben a su hijo e interactúan con él. Es importante tener en cuenta el mensaje que desea transmitir.

  • Sea informativo: Comparta con su hijo los detalles de su condición ocular, incluyendo el nombre de la condición y cómo afecta su visión. Dependiendo de su nivel de comodidad y de la naturaleza de su relación con los demás, también podría hablar de lo que ha aprendido sobre la crianza de un niño con discapacidad visual. Recursos como el sitio web de FamilyConnect pueden ser una valiosa herramienta para amigos y familiares que quieran saber más sobre la discapacidad visual.
  • Exprese Sus Necesidades y Expectativas: Exprese claramente lo que usted y su hijo necesitan de los demás. Si desea que su hijo sea tratado como cualquier otro niño, hágalo saber. Si busca mayor entendimiento sobre cómo interactuar con un niño ciego o con baja visión, no dude en buscar guía.
  • Pida Apoyo: Si necesita ser escuchado o ayuda práctica como alguien quien le ayude cuidando a sus hijos en alguna ocasion, comuníquelo. Recuerde que la mayoria de las personas no puede leerle su mente, por lo que es crucial que sea claro con sus necesidades.
  • Ponga Límites: Si los consejos no solicitados o las historias milagrosas no es lo que está buscando, no pasa nada comunicarselo a los demás.

Es habitual que la gente crea que el hablar de la discapacidad visual de su hijo, es como si estuviera pidiendo una solución. Puede también aclarar que aunque la enfermedad de su hijo quiza no tenga «arreglo» bajo un sentido tradicional, aún puede aprender a utilizar su vista y otros sentidos y conseguir grandes logros. Mantener una actitud positiva, enfocarse en las capacidades de su hijo en lugar de sus limitaciones y el celebrar sus logros puede animar a los demás a adoptar una perspectiva y actitud similar.

Navegando El Diagnóstico De Su Hijo

Entender y adaptarse al diagnóstico de ceguera o baja visión de su hijo es una travesía. Para ayudarle en este proceso, hemos recopilado recursos e historias de otras personas quienes han pasado por situaciones similares:

Construyendo Relaciones Familiares con un Niño Ciego o con Baja Visión